Reforma educativa: la guerra contra el magisterio*

Es una reforma constitucional sumamente apresurada en su aprobación, el proceso inició el 1º de diciembre de 2012, cuando Enrique Peña Nieto

*Capitulo del libro colectivo PROHIBIDO OLVIDAR. Testimonios de luchas laborales del viejo y del nuevo milenio. Una edición de Frecuencia Laboral en octubre de 2017. www.frecuencialaboral.com

Pedro Hernández Morales1


La tarea de los maestros, esos soldados oscuros de la civilización, es dar al pueblo los medios intelectuales para rebelarse”

Louise Michel, maestra y combatiente en la Comuna de París

Imposición de una reforma educativa a sangre y fuego

Uno de los primeros anuncios de Enrique Peña Nieto al asumir la presidencia de México fue la reforma educativa como la oportunidad para recuperar la rectoría de la educación y concretar cambios mayores que llevarían a elevar la calidad de la educación. En un tiempo record se aprobó la modificación a los artículos 3º y 73 constitucional anunciando que en seguida se aprobarían las demás reformas estructurales. A cuatro años de su anuncio, una férrea resistencia ha sido desplegada por el magisterio aglutinado en la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE); las batallas se han sucedido una tras otra con distintas intensidades, pero siempre con la convicción de enfrentar una reforma laboral, administrativa, política y privatizadora de la educación pública y los derechos laborales del magisterio.

El saldo ha sido trágico, la aplicación de una pedagogía del terror acumula cientos de despedidos por oponerse a la reforma y a la aplicación de una evaluación militarizada, decenas de maestros, padres de familia, estudiantes y gente del pueblo ha sido golpeada, gaseada, detenida y asesinada para garantizar la aplicación de una reforma duramente cuestionada.

Para no olvidar es necesario el ejercicio de la memoria y la exigencia de justicia, a la geografía de las masacres en Tlatelolco, Acteal, Atenco, Tanhuato, Tlatlaya, Ayotzinapa, debemos sumar Nochixtlan, Arantepacua y Caltzonzin; como puntos de quiebre de una política de avasallamiento de un poder autoritario acostumbrado a imponer su voluntad impunemente.

Los poderes fácticos

Desde hace más de dos décadas, a nivel global, nacional y regional, la educación pública se encuentra bajo asedio y en disputa, con el supuesto de lograr la calidad educativa, las instancias multilaterales como la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), el Banco Mundial (BM), el Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) proponen una agenda que el gobierno mexicano adapta de acuerdo a sus intereses.

Los requerimientos de las corporaciones internacionales que dominan la economía global requieren un nuevo ordenamiento en los procesos productivos, administrativos y culturales como la educación, de la cual se han obtenido mediciones que dan cuenta de los rezagos en el sector, e inciden en la competitividad económica de manera negativa. Siendo una necesidad del mundo empresarial y financiero generar una mayor capacitación de las fuerzas productivas y para lograrlo se requiere de una reconversión del sistema educativo y la adquisición de destrezas y habilidades para la reproducción del capital.

“La OCDE es una empresa trasnacional que vende políticas públicas y los gobiernos la han contratado para que defina la política educativa de los países en vías de desarrollo. Su presidente Miguel Ángel Gurría presentó en octubre de 2010 un resumen ejecutivo sobre el Acuerdo de Cooperación México-OCDE para mejorar la calidad de la educación de las escuelas mexicanas con 2 resúmenes ejecutivos: 1) Mejorar las escuelas: Estrategias para la acción en México que definían15 recomendaciones lesivas a los derechos de los maestros destacando la enseñanza y dirección eficaz y 2) Establecimiento de un marco para la evaluación e incentivos para docentes: Consideraciones para México, que ahora son componentes de la reforma educativa como: definir la enseñanza eficaz, atraer mejores candidatos a la docencia, fortalecer la formación inicial docente, mejorar la evaluación inicial docente, abrir todas las plazas docentes a concurso, crear periodos de inducción y prueba, mejorar el desarrollo profesional, evaluar para ayudar a mejorar, incrementar la autonomía escolar y fortalecer la participación social”.2

Una reforma apresurada

Es una reforma constitucional sumamente apresurada en su aprobación, el proceso inició el 1º de diciembre de 2012, cuando Enrique Peña Nieto toma posesión como Presidente de la República y anuncia dentro de sus 12 decisiones presidenciales una reforma educativa. El 3 de diciembre de 2012, en el Castillo de Chapultepec, Peña Nieto y la cúpula de los partidos políticos del PRI, PAN Y PRD firmaron el Pacto por México, donde se comprometieron a impulsar las reformas estructurales.

El 10 de diciembre del 2012, Peña Nieto presentó en el Museo Nacional de Antropología e Historia la iniciativa legislativa que reforma y adiciona los artículos 3º y

73. Un día después, la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados turnó la iniciativa a la Comisión de Puntos Constitucionales. El 20 de diciembre, la Cámara de Diputados aprobó la reforma educativa con 423 votos a favor del PRI, PAN, PRD, PANAL y PVEM, 39 en contra del PT y Movimiento Ciudadano y 10 abstenciones. El 21 de diciembre, la Cámara de Senadores aprobó con modificaciones la reforma educativa con 113 votos a favor y 11 en contra. Ese mismo día es turnada a la Cámara de Diputados. El 21 de diciembre, la Cámara de Diputados aprobó la reforma educativa con las modificaciones que realizó el Senado, por 360 votos a favor, 51 en contra y 20 abstenciones. La reforma educativa fue turnada a los Congresos locales. El 25 de febrero de 2013 se promulga en Palacio Nacional la reforma educativa. El 26 de febrero, la Secretaría de Gobernación la publicó en el Diario Oficial de la Federación. Ese día por la tarde, el Procurador General de la República, Jesús Murillo Karam, de manera espectacular, anunció la detención de Elba Esther Gordillo en el aeropuerto de Toluca, por el desvío de más de 2 mil 600 millones de pesos del SNTE; después se le agregó el cargo de delincuencia organizada.

El primer estado en aprobar la reforma educativa fue Chiapas, el 26 de diciembre de 2012, y los últimos fueron Puebla y Nuevo León, el 31 de enero de 2013. Sin discusión fue aprobada la reforma educativa en la mayoría de los estados. En Oaxaca no hubo condiciones para aprobarla porque el Congreso estatal fue tomado por los maestros de la Sección 22. Tampoco en Michoacán porque los maestros de la Sección 18 también se movilizaron. En el DF no se discutió porque la Asamblea Legislativa no tenía facultades para pronunciarse al respecto.

Las reformas estructurales derivadas del Pacto por México representan un acuerdo político y económico entre los poderes fácticos con la complicidad de los partidos políticos. A más de cuatro años el gobierno peñista no impulsó el crecimiento, no construyó una sociedad de derechos, se fortalecieron las prácticas clientelares y aumentó la pobreza y desigualdad social, mientras que los poderes fácticos se fortalecieron política y económicamente. En consecuencia, se debilitó el Estado mexicano y en lugar de la participación ciudadana en el proceso de las políticas gubernamentales, el sector empresarial ha estado ocupando esos espacios como: ONGs, patronatos, asociaciones civiles y organizaciones filantrópicas; encabezados por Mexicanos Primero, que han tenido una ofensiva mediática de odio contra los maestros y la educación pública.

Una reforma para el control del magisterio

Es una reforma política, administrativa, laboral y empresarial que busca el control y sometimiento del magisterio y la privatización de la educación pública. A más de 4 años de su imposición, Aurelio Nuño, Secretario de Educación, presenta el Nuevo Modelo Educativo que solo es un compendio abigarrado de buenos propósitos, algunas formulaciones teóricas y lugares comunes que han sido enunciados desde los años setentas, además de anunciar que se aplicará en el ciclo escolar 2018-2019 cuando el sexenio de Peña Nieto llega a su fin. La mejora educativa nunca fue su prioridad.

Contiene afectaciones al privatizar la educación a través de la llamada autonomía de gestión escolar como lo señala el artículo 73 reformado en su 5º transitorio, fracción III inciso a); donde se delega la responsabilidad de propiciar condiciones de participación para que los alumnos, maestros y padres, bajo el liderazgo del director, se involucren en la resolución de los retos que cada escuela enfrenta, al mejorar su infraestructura, comprar materiales educativos, resolver problemas de operación.

Al inicio de su aplicación se implementaron esquemas de control laboral y administrativo docente a través de una reingeniería organizacional de corte empresarial al aumentar la burocracia administrativa a través de la estructura ocupacional jerarquizada como forma de control y dominación sobre los maestros, que se profundiza aún más con el cumplimiento de la normalidad mínima como un régimen disciplinario.

Ahora el sistema educativo mexicano basa la calidad de la educación en un sistema estandarizado y de control, perfila un mecanismo de dominación con la instauración de un esquema de evaluación como medio para aniquilar a los maestros, como una forma de control y presión sobre ellos. Con la evaluación docente para el ingreso, la promoción y la permanencia, prácticamente define toda su vida laboral.

Lo que se pretende es despedirlos a través de la evaluación con el fin de deshacerse de maestros, suprimir plazas y jubilaciones y de esa forma reducir el presupuesto educativo. Con ello se da fin a la plaza base y se da un nuevo régimen de contratación : se legalizan los nombramientos provisionales, fijos y definitivos sujetos a evaluaciones periódicas para mantener su permanencia, situación que crea inestabilidad e incertidumbre en el empleo. De esta forma se aplica la flexibilidad laboral al dificultar la contratación y facilitar el despido.

Para enfrentar esta evaluación punitiva se requiere de una formación docente la cual está en la mira de las empresas educativas al ofertar cursos de dudosa calidad pero más rentables, en donde los docentes tienen que pagarlos con la promesa de prepararlos para presentar la evaluación obligatoria ante la amenaza del despido si no la aprueban. Estos “cursos” pretenden adoctrinar a los docentes para convencerlos de las supuestas bondades de la reforma, sin embargo, les aniquilan la capacidad creativa y transformadora de su verdadera práctica docente, para lograr formar alumnos críticos, analíticos y reflexivos con capacidad de asombro y sensibilidad.

Con el fin de tener un sistema educativo eficiente, requieren optimizar recursos económicos y humanos. Para ello, aumenta la contratación temporal de los docentes sin seguridad laboral, con una sobrecarga de trabajo, profundizándose la precariedad en el empleo; con lo que se incrementa el servilismo laboral, disciplina, docilidad y obediencia, tras ser sometidos por necesidad.

“Es una reforma regresiva y lesiva porque afecta los derechos adquiridos de los trabajadores de la educación y pone en riesgo la enseñanza pública. La Ley del Servicio Profesional Docente (LGSPD) establece la nueva regulación laboral, violando los derechos adquiridos, según lo expresa el artículo 14 de la Constitución: a ninguna ley se dará efecto retroactivo en perjuicio de persona alguna. Sin embargo, los maestros pierden la plaza base y la antigüedad, es decir, la estabilidad en el empleo, en su lugar tienen un nombramiento definitivo que dura mientras llega el nuevo examen”3. Lo que se pretende con el modelo empresarial aplicado a la educación pública es fomentar el individualismo, la competencia, la búsqueda de los estímulos económicos, como forma de control, lo cual sujeta a los maestros a un trabajo burocrático y los mantiene conformes, pasivos, apáticos y alienados, dejando de lado su responsabilidad en la formación de sus alumnos, y de su propia formación, con una actitud acrítica y hasta conservadora con los problemas sociales y son este tipo de maestros idóneos los que facilitarán la producción de capital humano con habilidades de la comunicación, operaciones básicas y digitales sustentadas en el desarrollo de competencias para que puedan ser utilizadas en la producción de más capital, dirigida a una sociedad apática, indiferente y consumista.

La ofensiva del Estado contra la resistencia magisterial

La CNTE en su XI Congreso Nacional Ordinario, realizado en Morelia, Michoacán, los días 14, 15 y 16 de diciembre de 2012, en la Mesa 3 titulada “El modelo educativo del Estado bajo la intervención empresarial ante las experiencias pedagógicas del proyecto educativo de la CNTE”, consideró “que […] es un movimiento de resistencia y construcción contrahegemónica y en este momento nos planteamos construir tres líneas de acción: pedagógica, política y jurídica. Además, que la CNTE ha pasado de la protesta a la propuesta educativa para apropiarnos de nuestra materia de trabajo. Que lucha por construir una nueva concepción de la escuela como eje de transformación y emancipación de nuestro pueblo, exige la participación de todos los actores educativos. Este proyecto nacional de educación alternativa es una tarea primordial de los trabajadores de la educación, por lo que se hace necesario recuperar la historia de nuestros congresos educativos conjugado con un análisis de coyuntura real que permita arribar a un evento en el cual se delineen las dimensiones y componentes del proyecto nacional de educación alternativa. Las experiencias sistematizadas en algunos de los estados han dado resultados significativos en el ámbito educativo y comunitario, se hace necesario visibilizarlas a todos los contingentes de la Coordinadora. Además, que el gobierno utiliza la evaluación como un instrumento para satanizar y responsabilizar al magisterio del rezago educativo, por lo que la CNTE no se opone a una evaluación, siempre y cuando valore los procesos de construcción del conocimiento y no con un fin punitivo”.4

Con base en estos resolutivos, y en una permanente resistencia a las políticas neoliberales, la CNTE definió tres rutas (política, jurídica y pedagógica) para enfrentar esta lesiva reforma educativa, con acciones locales y nacionales. Durante 4 años la lucha de la CNTE ha sido intermitente, en sucesivas oleadas que han cimbrado la geografía nacional, se han sucedido una tras otras acciones de protesta y resistencia, siempre con el horizonte de echar abajo una reforma que atenta contra los derechos de los trabajadores y la educación pública. Miles de trabajadores de la educación se han sumado a las acciones convocadas por la CNTE; cuando parece menguar su fuerza, el movimiento magisterial despunta en distintas regiones del país, no siempre alcanzamos a registrar las pequeñas y grandes acciones de maestros, estudiantes, padres de familia y ciudadanos que desafían permanentemente las “decisiones” con que la SEP, el INEE, Mexicanos primero, el gobierno federal y los gobiernos estatales intentan someter a los maestros.

“La actual oleada de lucha magisterial ha tenido tres etapas distintas. La primera, de movilización escalonada de los maestros más politizados, protagonizada por la disidencia sindical histórica, que se identifican como trabajadores de la educación y diferencian claramente lo nacional popular de lo estatal. La segunda, de desbordamiento, detonada por una exitosa convocatoria a la insurgencia magisterial, caracterizada por la incorporación a las protestas de profesores que se ven a sí mismos como servidores públicos protegidos por el Estado, identifican lo nacional popular con lo estatal, y laboran en entidades controladas hasta hace poco por líderes sindicales institucionales. Y la tercera, la “madre de todas las batallas”, la novena ola, iniciada el 15 de mayo de 2016, para tratar de descarrilar la puesta en marcha de la reforma y demostrar su inviabilidad en amplias regiones del país”5.

Fue ese gran torrente de trabajadores de la educación que logró que la Reforma Educativa fuera rechazada por miles de maestros de todas las entidades federativas de México. Salimos de esa batalla con una enorme fuerza moral, social, cultural y política acumulada, “forjamos una articulación de la indignación y descontento magisterial y demostramos que el modelo neoliberal está herido y colapsado, que enfrentar su reforma laboral-administrativa y la evaluación punitiva fue un acto de responsabilidad moral de la CNTE y una inquebrantable decisión de lucha”6.

Toda la fuerza del estado

La imagen no deja dudas: policías uniformados conduciendo a reos peligrosísimos con la cabeza agachada, esposados y golpeados; al fondo para completar la escenografía de guerra un avión con el letrero e insignia de la POLICIA FEDERAL, contrario a lo que imaginamos no llevan a narcotraficantes, secuestradores o asesinos, llevan a los maestros de la Sección 22 de Oaxaca: Othón Nazariega Segura, Roberto Abel Jiménez García, Juan Carlos Orozco Matus y Efraín Picazo Pérez, capturados el 29 de octubre del 2015 acusados de actos de vandalismo contra instalaciones militares, toma de instalaciones estratégicas y ¡el robo de diez mil libros de texto! Después de 8 meses en prisión fueron liberados en el mes de julio del 2016.

El 14 de abril del 2016 es detenido Aciel Sibaja Mendoza, Secretario de Finanzas de la Sección 22, acusado de presunto delito de robo, tentativa de homicidio y robo calificado con violencia; finalmente es liberado bajo caución el 16 de julio del 2016.

El 10 de mayo del 2016 es aprehendido el profesor Heriberto Magariño López, dirigente regional oaxaqueño, quien es liberado el 12 de agosto del 2016.

El 12 de junio del 2016, también mediante un operativo policiaco-militar fue detenido Rubén Núñez Ginés, Secretario General de la Sección 22 CNTE-Oaxaca al salir de una Asamblea Nacional de la CNTE; la acusación fue de operación con recursos de procedencia ilícita (lavado de dinero) y trasladado junto con Francisco Villalobos Ricardez, Secretario de Organización de la Sección 22 CNTE-Oaxaca al Cefereso Número 11 en Hermosillo, Sonora. Son liberados bajo caución el 12 de agosto del 2016. El 8 de diciembre del 2016, es detenido en Lázaro Cárdenas, Michoacán, el profesor Miguel Benítez Elías, acusado de sabotaje; es liberado el 11 de febrero del 2017.

Los rehenes

El 18 de mayo del 2013, a tres meses de aprobada la reforma educativa, fueron aprehendidos: Sara Altamirano Ramos, Leonel Manzano Sosa, Lauro Grijalva Villalobos, Damián Gallardo Martínez y Mario Olivera Osorio (liberado el 21 de abril del 2017); acusados de crimen organizado y secuestro de menores (sobrinos de Gerardo Gutiérrez Candiani, expresidente del Consejo Coordinador Empresarial), a quienes se mantiene en prisiones de alta seguridad como rehenes de la política gubernamental que criminaliza la protesta social; la CNTE los reconoce como presos políticos y demanda su liberación que ha sido negada pese a demostrar fehacientemente su inocencia.

De igual forma, Oscar Hernández Neri, profesor del estado de México es retenido en el penal de Molino de Flores desde el 30 de abril del 2014, acusado falsamente de un crimen que no cometió; también la CNTE reclama su liberación.

Maestros asesinados por el gobierno

Una primera recopilación de datos de maestros asesinados durante la insurgencia magisterial contra la reforma educativa, destaca los siguientes casos:

24 febrero 2015, Claudio Castillo Peña, maestro jubilado con dificultad para caminar falleció por la brutal golpiza que le propinó la policía al bajarlo de la camioneta de sonido durante la protesta por sueldos retenidos a 12 mil maestros en Acapulco, Guerrero.

7 de junio 2015, Antonio Vivar Díaz, estudiante de 28 años de la UPN-Tlapa, asesinado por la policía durante la protesta magisterial y popular en el marco de elecciones cuestionadas.

8 de diciembre 2015, Gemayel Ruiz Astudillo, fue arrollado por un camión de la policía, cuando un grupo de maestros fue salvajemente atacado con gases lacrimógenos y golpes por elementos de la Gendarmería Nacional y del Ejército, durante una protesta masiva contra la reforma educativa, a la altura del crucero Llano San Juan, Chiapas.

24 de marzo 2016, Juan Carlos Jiménez Velasco, maestro y dirigente de la CIO-A.C. asesinado por un grupo paramilitar en San Cristóbal de las Casas, Chiapas.

5 de abril 2016, Miguel Ángel Castillo Rojas, acribillado en su casa de Las Choapas, Veracruz por pistoleros que además hirieron a su hermano Moisés Castillo Rojas, ambos hijos de la maestra Rosario Rojas Aragón, vocera estatal del Movimiento Magisterial Popular Veracruzano.

5 abril 2016, Baldomero Enríquez Santiago, maestro de la Sección 22, que estuvo preso varios años y que era candidato a presidente municipal de San Agustín Loxicha, Oaxaca.

23 noviembre 2016, Roberto Díaz Aguilar, maestro de la Sección 7 muere en un ataque a balazos en Ixtacomitán, Chiapas.

17 de febrero 2017, Antonio Santiago González, maestro de la Sección 22 acribillado por un grupo de pistoleros en Putla Villa de Guerrero, Oaxaca.

Maestros desaparecidos

En la historia de la lucha de la CNTE se ha padecido la práctica de desaparición forzada de sus militantes, en la jornada de lucha contra las reformas estructurales también se ha presentado este crimen:

El 5 de agosto del 2015 es secuestrado el profesor Aristeo Hernández Facundo en Minatitlán, Veracruz, asesinado por sus plagiarios es encontrado en una fosa el 18 de octubre del 2015; es reivindicado por el Movimiento Magisterial Popular Veracruzano.

El 15 de enero del 2017 es desaparecido el profesor Jesús Hernández Castellanos en Huejutla, Hidalgo; quien se distinguió como dirigente magisterial de la CNTE-Hidalgo y activo participante en las protestas contra el gasolinazo.

El 7 de abril del 2017 son “levantados” el profesor Augusto del Ángel Martínez y el intendente Pedro Rivera Mejía al salir de su escuela en Tantoyuca, Veracruz; quienes son encontrados muertos al día siguiente.

Militarización de la evaluación

Sin hacer apología, afirmamos que la columna vertebral de la estrategia para imponer a sangre y fuego sus reformas estructurales de los gobiernos federal, estatales y municipales es la lógica de la guerra, pensada en las oficinas del gobierno federal, con sus asesores y por supuesto con la aprobación de los grandes empresarios, involucrados los diversos partidos políticos que integran las cámaras de diputados y senadores, en esta absurda estrategia militar como respaldo al gobierno para intentar resolver lo que realmente se encuentra detrás del problema de la inseguridad: la ingobernabilidad del país.

En el centro de la estrategia militar se encuentra la contención de la inconformidad social; el ejército entrenado y asesorado por el ejército norteamericano, tuvo que salir a las calles para enfrentar la inconformidad social generada por la falta de empleo, salud, alimentos, educación, recreación y cultura; a la que hay que agregar el factor que dio pie a esta decisión del gobierno en turno: la ilegalidad, impunidad e ilegitimidad, violando los derechos humanos.

Resulta que el garante de la imposición de la reforma educativa es el ejército y la policía, reafirmando nuevamente que la militarización del país como lo piensa la clase política y empresarial, es un suceso histórico que llegó para quedarse.

En este orden de ideas, Sylvia Schmelkes, presidenta del Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE), señaló en conferencia de prensa el 5 de julio del 2014 que el proceso de evaluación para el ingreso al Servicio Profesional Docente –a realizarse los días 12, 13 y 19 de julio del 2014- en todo el país “será sumamente vigilado y contará con la presencia del Ejército en el resguardo y traslado de las pruebas, así como con el apoyo de observadores incluso en los sanitarios de los centros de aplicación, a efecto de evitar que se trafique con las respuestas”7.

De igual forma, desde su llegada a la Secretaría de Educación Pública, la vox populi, nombró a Aurelio Nuño Mayer, “sargento Nuño” pues más que dirigir la buena marcha de las escuelas y la educación “comanda” a las corporaciones policiacas, llegando a afirmar en conferencia de prensa el 13 de noviembre del 2015, “Vamos a tener la Policía Federal suficiente en cada uno de los estados para poder garantizar el derecho de los maestros a irse a evaluar y evitar si eventualmente quienes quieren impedir que esto suceda, existirá la suficiente cantidad de Policía Federal, junto con la policía local, para garantizar este derecho que tienen los maestros”.

En entrevista el 3 de diciembre del 2015, Ángel Díaz Barriga, investigador de la UNAM, dijo que es la primera vez en la historia mundial de la educación que se militariza la evaluación de docentes, por lo que desde su punto de vista, México ha dado un paso muy grave ante la evolución del pensamiento educativo internacional.

Se evidenció con fotografías y videos que además las sedes de aplicación de la evaluación fueron permanentemente vigiladas por policías y militares –tal vez para que los maestros no copiaran- además, como afirmó Díaz Barriga “Ni en los peores regímenes militares que tengamos memoria (Pinochet, Videla, etc.) se realizó un examen (porque eso es un examen de 8 horas en sillas muy incómodas) rodeados de militares. Incluso teniendo que ir a acuartelarse (esto es ir a un lugar a dormir) para ser trasladados al día siguiente al lugar donde en una mala computadora, con mala conectividad a internet tendrán que resolver el examen (los de educación física el de primaria porque al INEE y al CENEVAL no les alcanzó el tiempo para entender que su formación y preparación es otra). México inaugura la era de la evaluación (examinación) en un régimen del terror y la militarización del examen”8

Acciones represivas a la movilización magisterial

Después de la movilización en la CDMX del 1º de mayo del 2013, la CNTE instala un plantón en Plaza Tolsa y para el 8 de mayo del 2013 ante la llegada a la Ciudad de México de cientos de maestros sobre todo de Oaxaca se traslada el plantón al Zócalo de la Ciudad de México; que se mantendrá durante 4 meses, con movilizaciones frecuentes a las instancias de gobierno. El 13 de septiembre del 2013, ante la proximidad del “grito de independencia” los maestros son desalojados del Zócalo violentamente con un aparatoso operativo policiaco que incluyó vuelos rasantes de helicópteros sobre el centro de la ciudad de México.

Ese mismo día, 13 de septiembre del 2013, los maestros desalojados se instalan en el Monumento a la Revolución, donde se mantendrán dos años y cuatro meses para ser desalojados finalmente el 8 de enero del 2016.

El 24 de febrero del 2015, profesores pertenecientes a la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación de Guerrero (Ceteg) y trabajadores del Sindicato Único de Servidores Públicos del Estado de Guerrero (Suspeg) que realizaban un mitin en la zona Diamante de Acapulco, cerca de las inmediaciones del Aeropuerto Internacional Juan N. Álvarez, en demanda del pago de sus salarios, el cual está retenido desde enero y en solidaridad con el movimiento por Ayotzinapa; fueron duramente reprimidos con un saldo de un muerto –Claudio Castillo Peña -, decenas de heridos y cientos de detenidos.

El sábado 28 de noviembre del 2015, Oaxaca amaneció con 8000 elementos de la policía federal, policía local, gendarmería, cuerpo de bomberos e incluso helicópteros de las fuerzas armadas resguardando Ciudad Administrativa, sede de la evaluación en Oaxaca. Se registraron enfrentamientos incluso antes de las 6 de la mañana, el gobierno federal lanzaba desde temprano la amenaza armada sobre quien se atreviera a desafiar la evaluación punitiva.

La represión en Chiapas, el 15 abril del 2016, donde más de 5 mil policías federales actuaron como una auténtica fuerza de ocupación además del uso de grupos de choque.

Cuarenta y siete maestros y normalistas fueron detenidos por protestar contra Aurelio Nuño durante su visita a Michoacán el 27 de abril del 2016.

Nuevamente se instaló un plantón el 15 de mayo del 2016 en las inmediaciones de la Secretaria de Gobernación, para el 20 de mayo, mediante operativo policiaco los maestros fueron desalojados del plantón de Bucareli, y tuvieron que trasladarse a la Plaza de Santo Domingo en la Ciudad de México.

Al día siguiente, 21 de mayo 2016, nuevamente es desalojado el plantón de la Plaza de Santo Domingo y son trasladados en autobuses a sus estados de origen los maestros de Chiapas, Guerrero, Estado de México y CDMX; sin embargo, pese a ese desalojo, los maestros volvieron a instalar el plantón, esta vez en la Plaza de la Ciudadela.

El plantón magisterial en la Ciudadela permaneció cuatro meses hasta el 13 de septiembre del 2016.

El 1º de febrero de 2017, el gobierno del estado de Michoacán, a través de la policía estatal desató una brutal represión en contra de cientos de maestros que se manifestaban pacíficamente en la Ciudad Lázaro Cárdenas, para pedir la liberación del maestro Miguel Benítez Elías quien fue encarcelado injustamente por defender la educación pública y gratuita que pretende ser desmantelada a través de la privatizadora reforma educativa; el saldo fue de 3 detenidos y un cerco a los manifestantes.

Los despedidos

Luego de la evaluación educativa realizada en 2015, Aurelio Nuño anunció que 3360 maestros serían despedidos a partir del martes 1º de marzo por no presentarse a los exámenes ni a la reposición de la prueba, sin embargo la Comisión Nacional Única de Negociación de la CNTE concentró un listado de 586 casos de veinte entidades. Por su parte la Comisión Nacional Jurídica y de Derechos Humanos de la CNTE, durante toda esta etapa interpuso demandas de amparo de 524 maestros y 16 demandas laborares de 51 maestros. Siguen pendientes su reinstalación y como demanda permanente.

Nochixtlán la barbarie

Después de un año sin diálogo entre al CNTE y el gobierno federal, la represión se agudizó en el estado de Oaxaca, el 19 de junio del 2016 en el desalojo violento del bloqueo a la carretera en Nochixtlan, donde los cuerpos policiacos utilizaron armas de fuego, que el gobierno negó pese a las fotografías, videos y testimonios directos; se contabilizaron más de 100 heridos, 27 detenidos  y 11 asesinados:

1. Andrés Aguilar Sanabria, profesor de educación indígena.

2. Yalid Jiménez Santiago, 29 años.

3. Oscar Nicolás Santiago, 22 años.

4. Anselmo Cruz Aquino.

5. Jesús Cadena, 19 años, estudiante.

6. Antonio Pérez García, estudiante de secundaria.

7. Azarel Mendoza Galán, 18 años.

8. Oscar Aguilar Ramírez.

9. César Hernández Santiago.

10. Silverio Sosa Chávez, campesino.

11. Omar González Santiago.

La CNTE exige castigo a los culpables materiales e intelectuales de la masacre de Nochixtlan, Hacienda Blanca, Viguera y Juchitán, Oaxaca.

Un balance necesario

En el documento “La dignidad de los trabajadores de la educación y del pueblo es más poderosa que toda la fuerza del estado” el Colectivo Magisterial Independiente de la Sección 9 CNTE, manifestó –como balance- que en la reciente jornada de lucha:

1. Los maestros aglutinados en la CNTE colocamos en el centro del debate nacional el problema de la educación pública, evidenciando el carácter punitivo de la mal llamada reforma educativa.

2. Erosionamos la pretensión de la imposición del pensamiento neoliberal en el terreno educativo, emanado desde las oficinas de los empresarios y organismos internacionales.

3. Logramos poner de nuestro lado a lo mejor de la comunidad de académicos, investigadores, escritores, intelectuales y el periodismo crítico,

4. Evidenciamos la crisis de representación de los poderes de la Unión (Ejecutivo, Legislativo y Judicial) que acatan ciegamente los dictados de los empresarios y organismos internacionales.

5. Desnudamos la naturaleza fascista y autoritaria del gobierno y enfrentamos con entereza su furia represiva, que asesina, encarcela, desaparece, despide y reprime masiva y selectivamente a estudiantes, maestros y pueblo.

6. Potenciamos nuevas luchas de otros sectores, desplegado una energía social inusitada, iniciando la articulación de organizaciones campesinas, indígenas, estudiantiles, sindicales, del movimiento urbano, entre otras.

7. Exhibimos al charrismo sindical enquistado en el SNTE como rastrero, timorato y entreguista, que no representa los intereses de los trabajadores ni de la educación pública.

8. Quebramos la idea del fatalismo de que no se puede enfrentar al Estado y que no es posible que los movimientos sociales avancen en la resolución de sus demandas.

9. Logramos establecer alianzas estratégicas con otros sectores populares, trabajamos hacia la construcción de formas de organización cualitativamente superiores, que nos incluya a todos y permita al pueblo mexicano transitar hacia mejores formas de vida y trabajo.

10. Neutralizamos el aluvión de odio propalado por los medios masivos de comunicación y rompimos el cerco mediático, logramos que la lucha de los maestros se hiciera visible.

11. Despertamos la solidaridad de otras partes del mundo de organizaciones sociales, magisteriales y de derechos humanos.

12. Desplegamos la ruta educativa con el Diálogo Nacional por la Educación y los Foros Nacionales “Hacia la construcción del Proyecto de Educación Democrática”; así como múltiples conferencias, encuentros y actividades pedagógicas, locales, regionales y estatales.

13. Innovamos y pusimos en práctica variadas formas de lucha y resistencia, reivindicando la validez de la diversidad de formas de lucha y la legitimidad de los mecanismos de resistencia de acuerdo a las condiciones particulares de cada sección.

14. Fortalecimos la unidad interna de la CNTE avanzando en la toma colectiva de decisiones lo que nos permite llegar dignos y firmes a su aniversario 37 y mantener la lucha sindical, social y popular.

15. Liberamos a 32 presos políticos rehenes del Estado acusados de delitos prefabricados.

16. Establecimos una mesa de Verdad y Justicia por los crímenes de lesa humanidad acontecidos el 19 de junio del 2016 en Nochixtlán, Oaxaca.

17. Logramos el pago de salarios retenidos injustificadamente de miles trabajadores de la educación y la regularización de plazas y claves.

18. Detuvimos parcialmente la evaluación que intenta despedir injustificadamente a los maestros”

La lucha continua, la reforma educativa esta herida de muerte, la aplicación militarizada de la evaluación, corazón de la reforma, se ha topado una y otra vez con la digna resistencia magisterial; a este ritmo necesitarían muchos años y más de 3.3 policías por maestro a evaluar para obligarlos a presentarse a un instrumento punitivo que les quita la seguridad laboral.

“Con el término de la huelga magisterial en México no se puede hablar de la desmovilización sindical y popular, mucho menos de derrota, sino del inicio de otra etapa para la reorganización y recualificación de la lucha, para la disputa cultural y pedagógica de la escuela a través de la edificación desde abajo de un proyecto contra hegemónico de educación, que a su vez conjunte las múltiples experiencias construidas por la CNTE y permita tejer la unidad con los padres de familia y las comunidades; a la par de los pedagógico, se impulsa la ruta por la integración nacional de la resistencia civil, que desde la vía constitucional busca abrir el camino hacia reconstrucción de la hegemonía social y así, preparar las condiciones para enfrentar una nueva coyuntura política de la lucha de clases”9


1Profesor Normalista de Educación Primaria, integrante de la Sección 9 Democrática SNTE-CNTE

2 López Aguilar, Martha. La disputa por la educación durante el gobierno peñista.

3 López Aguilar, Martha. ¿Porque luchan los maestros? La Jornada 12 de junio del 2016.

4 Resolutivos del XI Congreso Nacional Ordinario de la CNTE, realizado en Morelia, Michoacán, los días 14, 15 y 16 de diciembre de 2012

5 Hernández Navarro, Luis. La novena ola magisterial. pág. 12. Brigada para leer en libertad. Junio 2016

6 Documento del Colectivo Magisterial Independiente “La dignidad de los trabajadores de la educación y del pueblo es más poderosa que toda la fuerza del estado”

7 Poy Solano, Laura. Vigilará el Ejército traslado y resguardo de pruebas de ingreso al servicio docente. La Jornada 14 de julio 2014. Pág. 31

8 Díaz Barriga, Ángel. La evaluación bajo el manto del terror y el sofisma del derecho a evaluarse. Revista Sin Recreo. 1 abril 2016

9 Declaración del 2º Foro “Hacia la construcción del Proyecto de Educación Democrática” convocado por la CNTE los días 30 y 31 de septiembre del 2016, en las instalaciones del Sindicato Mexicano de Electricistas.

Pluma Invitada

Pluma Invitada

En este espacio escriben especialistas en materia educativa
Back to Top

Log In

Forgot password?

Forgot password?

Enter your account data and we will send you a link to reset your password.

Your password reset link appears to be invalid or expired.

Log in

Privacy Policy

To use social login you have to agree with the storage and handling of your data by this website. %privacy_policy%

Add to Collection

No Collections

Here you'll find all collections you've created before.