Reprocha Felipe Calderón a maestros paristas.

Compartir nota:

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on linkedin

[pullquote]El presidente de la República demanda se revele qué hay detrás de esas estrategias; considera gran injusticia arruinar a la gente más pobre al impedir que sus hijos tengan mejor futuro[/pullquote]

Tuxtla Gutiérrez, Chi.- Ante las movilizaciones y paros de maestros en distintas entidades del país como Michoacán y Oaxaca, el presidente Felipe Calderón dijo que no se opone a las demandas de justicia, pero exigió que se quiten la máscara y revelen lo que hay detrás de sus peticiones.

“No me opongo a que haya demandas de justicia, lo que exijo es que por lo menos se quiten esta máscara y se revele lo que hay detrás, una gran injusticia que a la gente más pobre la arruina cuando sus hijos no van a tener un mejor futuro”, afirmó.

Al inaugurar la primera etapa de la Universidad Autónoma de Chiapas, acompañado por su esposa Margarita Zavala y el gobernador Juan Sabines, el mandatario dijo que la educación de calidad es la puerta del futuro y la justicia.

Y una de las cosas que más daño le hacen a México es dejar a niños sin clases o dar clases sin calidad. Cuántos de los plantones que hablaba el gobernador, cuántos días sin clase se hacen en nombre de la justicia, cuántas veces se paran sistemas educativos en nombre de la justicia, cuando la peor injusticia es dejar a los niños sin clase”.

“Porque esos niños que solo tienen la opción de ir a una escuela pública van a una escuela que no tiene clase, no aprenden y entonces el niño que sí tuvo dinero va a tener más oportunidades y la desigualdad se agrava en nombre de la desigualdad, la injusticia se agrava en nombre de la injusticia”, expresó.

Afirmó que la “irresponsabilidad” de dejar a un niño sin clase o de dar clase con la suficiente calidad “está atrás de la enorme desigualdad que hay en México y en eso tienen mucho que ver quienes promueven plantones, paros y cualquier tipo de irresponsabilidad”.

Ahí, el mandatario destacó que su gobierno fue humanista y se tuvo un trato igualitario para los ricos y pobres. Además de que se apoyó a la educación.

En su discurso, comentó que en su sexenio se alcanzó la cobertura universal de salud y destacó que cierra su administración con una cobertura en educación de 35 por ciento, es decir cinco por ciento más.

Fuente: Milenio
La Redacción

La Redacción

Editor principal del sitio