La “semana” de la evaluación, presagio de una ignominia magisterial. (Primera parte)

Por: Baldemar Montejo Martínez Tweet

De carcajada y aturdimiento la evaluación de aprovechamiento…

De extremo a extremo van los experimentos de la Secretaría de Educación.    Con el único respaldo que le da la ley,  comete más tropiezos, evidencia su analfabetismo pedagógico, la testarudez (virtud de los arrogantes),  y esa malsana incongruencia entre lo necesario y las ocurrencias.

Me refiero expresamente a la aplicación de la prueba para evaluar a los alumnos según el Factor de Aprovechamiento Escolar de Carrera Magisterial; recalco que, como en comentarios anteriores “la ley se acata pero no se cumple”, y ahora también importa menos que siempre.

Veamos por qué:

Según refiere el Plan de Estudios en su apartado 1.7 de la página 31 que a la letra dice:

La evaluación de los aprendizajes es el proceso que permite obtener evidencias, elaborar juicios y brindar retroalimentación sobre los logros de aprendizaje de los alumnos a lo largo de su formación; por tanto, es parte constitutiva de la enseñanza y del aprendizaje.

Los juicios sobre los aprendizajes logrados durante el proceso de evaluación buscan que estudiantes, docentes, madres y padres de familia o tutores, autoridades escolares y educativas, en sus distintos niveles, tomen decisiones que permitan mejorar el desempeño de los estudiantes. Por tanto, en la Educación Básica el enfoque formativo deberá prevalecer en todas las acciones de evaluación que se realicen…

 ¿En qué parte del proceso llevado a cabo se cumplió el citado enfoque? ¿Y las 5 competencias para la vida?

De 8 a 13 preguntas de respuestas múltiples, ¿Son suficientes para medir el aprovechamiento escolar de un profesor o profesora que está haciendo un esfuerzo de enseñanza admirable con sus alumnos?

No es más que “La ruleta rusa de la SEP”.   Y todo ello sin siquiera pensar en el procedimiento de calificación, certeza, transparencia, etc.

Una hora de evaluación con un instrumento pobre, sintético, incompleto y simple cuyo instructivo se asemeja más a los lineamientos y disposiciones de una cartilla del servicio militar nacional.

¡Cuánta ineptitud!

No nos merecemos ese trato, no se vale subestimar nuestras capacidades a grado irracional y más adelante con los resultados de “sendo” exámen seremos por enésima vez las victimas favoritas de los noticieros de televisa y tv azteca (nuestros orgullosos canales nacionales), que utilizan la información recabada solo para escarnecer y seguir golpeando una reputación de por si humillada y abusada por un gobierno corrupto e hipócrita.

 Continuará…

Baldemar Montejo Martínez

Profesor de educación primaria. Simpatizante de la justicia y la honradez.
Back to Top

Log In

Forgot password?

Forgot password?

Enter your account data and we will send you a link to reset your password.

Your password reset link appears to be invalid or expired.

Log in

Privacy Policy

To use social login you have to agree with the storage and handling of your data by this website. %privacy_policy%

Add to Collection

No Collections

Here you'll find all collections you've created before.