ISR magisterial 2021

Juan Jacinto Bautista
12 de enero de 2021

Al darse a conocer este 11 de enero el anexo 8 de la Miscelánea Fiscal para 2021 que marca el impuesto que plantea la Ley del ISR, se prevé que las tarifas que se aplican en el cálculo del impuesto que pagan las personas físicas se actualicen a la baja con el aumento inflacionario cuando éste rebase el 10 % desde la última ocasión que hubiera sido actualizada. De acuerdo a un análisis publicado en el periódico el financiero y que tuvimos la oportunidad de leer, así como consultas con especialistas en contaduría la última vez que estas tarifas se actualizaron fue en diciembre de 2017, por lo que la actualización se hizo efectiva a partir del 1 de enero de 2018 al promediar el supuesto que la ley plantea.

Por lo anterior, la tarifa del impuesto debía ser actualizada para este ejercicio 2021, ya que la inflación disminuyó al promediarse en 11 %. Las personas físicas que reciban a partir de este lunes sus pagos ya deben ver reflejado el cambio con la actualización siempre que estén entre los rangos que plantea la misma.

Las personas que ya recibieron su primer pago semanal o quincenal y no vieron una reducción en el ISR, no deben preocuparse, porque al final del mes se debe hacer un ajuste con las nuevas tablas, debido a que publicadas el día de ayer, aún seguían vigentes las tablas del año 2020, y los pagos erogados esta semana se realizaron antes de hacerse oficiales en el diario oficial de la federación, como ejemplos están qué; “si tenemos una persona con un ingreso base de 6 mil pesos mensuales, en 2020 se le retenía un ISR de 112.27 pesos, ahora con esta actualización y sobre el mismo salario, se le retendrán 84.19 pesos, es decir, hubo una disminución de su impuesto de 28 pesos aproximadamente”.

En el caso de salarios más altos también hay un beneficio. Por ejemplo, alguien que gana 50 mil pesos mensuales en 2020 tenía una retención de ISR de 10 mil 709 pesos, ahora en 2021 la retención será de 10 mil 219, es decir, 490 pesos menos de retención”, expuso.

El análisis apunta que junto con estas tablas de ISR también se publicaron las tarifas de ese impuesto, para 2021 referentes al subsidio para el empleo de trabajadores que ganan el salario mínimo; sin embargo, ese subsidio no se actualizó y se mantuvo en 382.46 pesos mensuales para trabajadores que ganan hasta 7 mil pesos.

“La tabla de subsidio para el empleo no se actualizó y sigue siendo la misma desde 2008, lleva ya 13 años sin actualizarse, entonces, el beneficio de la inflación de reconocer su efecto solo está en el ISR, no en el subsidio. La afectación es que el trabajador de salario mínimo verá un menor beneficio que otros niveles de ingreso”

Lo anterior significa que, el trabajador que en 2020 ganaba el salario mínimo mensual de 3 mil 745 pesos, pagaba un ISR de 213.82 pesos, mientras que para 2021, el trabajador que gane el mínimo mensual de 4 mil 307 pesos pagará un impuesto de 246.82 pesos.

Dicha esta salvedad, en el caso del magisterio sucederá que de acuerdo a la ley del ISR:

1. Los trabajadores que ya no reciben subsidio al empleo, que ganan más de 7 mil pesos mensuales podrán ser beneficiados si estos no rebasan las nuevas cuotas de ISR, diarias y mensuales, eso incluye quinquenios, carrera magisterial, k1, arraigo entre otros ingresos extras, además, como recibimos aumentos en el año vigente al mes de enero, podría generarse una espiral también de pagos retroactivos y al momento de recibir el aumento 2021 volver a sufrir una actualización y quedar igual debido a que al ganar más se actualizara la tabla de impuestos, por ello es importante mantenernos atentos a los planteamientos que realizará el Comité Ejecutivo Nacional del SNTE en materia de negociación salarial este año, misma que contempla la no afectación fiscal, es decir, no negociar algo que luego sea contraproducente.

2. Trabajadores que reciben subsidio al empleo y con su aumento puedan irlo perdiendo gradualmente debido a que obtienen mayores ingresos, podrán ser beneficiados, pero, aunque reciban ese beneficio al ir acercándose a los topes de 7 mil pesos mensuales podría ser mayor la pérdida del subsidio que el beneficio del ISR.

En conclusión, las cantidades por este beneficio son cercanas a decenas de pesos, son temporales debido a la inflación y para que se mantengan dependerán de igual forma en que cada año logremos mantener como prioridad la focalización de los aumentos de sueldo lejos de la carga fiscal que cada año crece en materia de ISR, no olvidemos participar en las consultas que realiza el SNTE en materia de negociación salarial, donde expresemos como una de nuestras prioridades la protección de estos avances que aun siendo pequeños ayudan a qué no exista retroceso, de igual forma ser conscientes que estás disposiciones cambian cada mes por el manejo de la economía a nivel central.


Facebook: JUAN JACINTO BAUTISTA.

Contacto: 9171121268.