Día del Maestro

"Estamos conscientes de que la docencia es una actividad que requiere sencillez, amabilidad y buen trato; que enfrenta muchas dudas y obtiene pocas certezas..."

Comparte la nota:

Este día constituye un memorial que vence al tiempo, al hacer presente año con año la figura de las y los docentes, y el valor de su quehacer. Promulgado por Venustiano Carranza en 1917–en medio de las turbulencias del período revolucionario y coincidiendo con la nueva Constitución–, la fecha condensa múltiples sentidos, pues reafirma el papel fundamental de maestras y maestros en la construcción de la nación, de la educación pública entendida como un bien para todos, y del saber pedagógico que poseen millones de docentes en nuestro país.

Este día pone en el centro de la atención no sólo al magisterio, sus saberes y derechos, sino también a estudiantes, instituciones y comunidades educativas donde la convivencia genera nuevas formas de vida, da aliento para mirarnos como seres con futuro y nos hace pensar acerca de cómo promover el deseo de saber de todas y todos. Maestras y maestros acumulamos a lo largo de nuestra trayectoria una gran cantidad de conocimientos que, en diálogo con la experiencia, logran transformarse en saberes propios de la profesión.

Estamos conscientes de que la docencia es una actividad que requiere sencillez, amabilidad y buen trato; que enfrenta muchas dudas y obtiene pocas certezas; exige espacios para pensar, reflexionar y aprender; plantea diariamente desafíos, retos y una buena dosis de escucha y diálogo en los desacuerdos; que exige desde la comprensión; pero, sobre todo, que imprime una sonrisa en los labios y en el espíritu de quienes participan en ella.

Sabemos también que existen tiempos de claridad y de opacidad; de tenacidad y de espera; de siembra y de cosecha; de empuje y de prudencia. Sabemos que comunicar es un acto que involucra al menos a dos personas, pero también que el trabajo con los estudiantes exige no hacer ni decir más de lo mismo, sino pensar las cosas desde otro lugar y de otra manera.

En la Comisión Nacional para la Mejora Continua de la Educación (Mejoredu) aspiramos a que el Día del Maestro sea celebrado en todos los rincones, instituciones y hogares del país, pues hoy reconocer el valor de cada docente es uno de nuestros principales compromisos a fin de mejorar de manera continua.


Editorial publicado en el Boletín ‘Educación en Movimiento‘ 5, tercera época, de Mejoredu.