Desesperación en la cúpula del SNTE, Chuayffet se olvida de Chiapas y maestros de Tabasco a reponer clases.


NADIE EN EL  SNTE ofrece argumentos válidos que justifiquen la jornada masiva de afiliación de trabajadores de la educación.

Y es que el proceso lleva el sello de la casa:  la opacidad.

Porque no se puede comprender la necesidad de que el sindicato presione a los maestros a firmar un documento de afiliación aún cuando la cuota del trabajador  se reporta a sus jugosas arcas cada quincena.

La lógica aquí es la estrategia desesperada del “poderoso”  SNTE ante la sangría de maestros encabronados con la cúpula  domesticada que encabeza Juan Díaz de la Torre.

Razonable porque los maestros fueron  agredidos por el Gobierno Federal y abandonados por su dirigencia.

EN CHIAPAS claman la presencia de Chuayffet para que dé  la cara ante el  conflicto magisterial  que data desde el 28 de agosto.

Son ya  tres llamados que el Gobierno de Manuel Velasco ha  hecho al  Secretario de Educación  para que atienda el reclamo de  los maestros chiapanecos adheridos a la Sección 7 y 40 del SNTE.

Sin embargo, Chuayffte ha sido contundente desde que se  aprobaron las leyes secundarias de la reforma educativa.   Son los Gobiernos estatales los encargados de la papa caliente que significa aplicarles la máxima a los maestros.

¡Así de astuto es Secretario!

EN TABASCO están molestos los maestros.   Resulta que la SEP envió sendo oficio con instrucciones precisas de reponer las jornadas escolares que se perdieron gracias al  paro laboral que mantuvo  por dos semanas sin clases a 540 mil alumnos  de  educación básica.

Según el Secretario de Educación Rodolfo Lara Lagunas, las clases se repondrán  agregando una hora más a la jornada laboral, los sábados o bien los días festivos.

En ese sentido, el  magisterio tabasqueño se siente utilizado por la fugaz alianza magisterial entre  la Sección 29 del SNTE, SITET y SITEM, pues luego de la supuesta lucha por los derechos laborales,  las cosas siguen tan igual o peor  que antes del movimiento.

Lo curioso del caso es que los azuzadores líderes magisteriales, desaparecieron, pero los maestros:  a  reponer clases.


Zona de debate