Triste realidad de las escuelas mexicanas en materia de conectividad a internet.

 

Rezago y persistente brecha en materia de conectividad a internet en las escuelas mexicanas en el marco de la celebración del “Día del Internet”.

Según datos ofrecidos por el informe “Panorama Educativo de México 2012” del INEE, el 26% de los hogares contaba con una conexión a Internet, de los que accedían a este servicio 22 489 854 usuarios.

De acuerdo al estudio el acceso a Internet se concentra en los hogares de mayor ingreso económico, lo cual crea una brecha considerable en la disponibilidad de este servicio con respecto al que tienen las poblaciones provenientes de contextos menos favorables.

En ese sentido, para la mayoría de los alumnos,  la escuela podría ser el único lugar donde disponen de este servicio (internet), sin el cual no podrán desarrollar nuevas competencias  en el uso de las TIC.

Sin embargo, los datos muestran que en México el porcentaje de escuelas primarias y secundarias con al menos una computadora conectada a Internet apenas rebasó la mitad de los planteles: 57.1% (26 080) y 53.5% (14 018), respectivamente.

Asimismo el informe demuestra que por entidad federativa hay brechas significativas entre las escuelas primarias y secundarias del país, pues las diferencias pueden alcanzar hasta 70 puntos porcentuales.

Entidades tales como el Distrito Federal (92.7%), Sonora (92.3%) y Nuevo León (90.6%), encontramos primarias donde casi la totalidad de los planteles tenía acceso al menos a una computadora para uso educativo con conectividad a Internet, mientras que en Guerrero únicamente la quinta parte de las escuelas cumplía con este criterio mínimo y, a su vez, sólo 21.6% contaba con Internet; otros estados como Zacatecas (24.1%) y Michoacán (24.6%), igualmente reportaron un rezago notable.

Las diferencias también se observan  en las escuelas secundarias de Sonora (97.2%), el Distrito Federal (95.3%) y Baja California (91.2%), donde más de 90% de los planteles estaban equipados con ambos servicios, en tanto que en Chiapas (23.5%), Guerrero (25.9%) y Oaxaca (26.7%), apenas una cuarta parte de las escuelas reportaron que tenían acceso a estas herramientas.

Inequidad y marginación con el CONAFE.

Los resultados obtenidos por el estudio del INEE  suponen que, al no existir una normatividad federal que regule la dotación de estos recursos a las escuelas, los sistemas estatales han priorizado su asignación a los tipos de servicio generales en ambos niveles educativos (primaria y secundaria),  en tanto que las escuelas dependientes del Conafe, al no contar con directores que gestionen estos recursos, han sido relegadas en la provisión de estos auxiliares pedagógicos.