INEE, sociedad y maestros.


Sea quizás el INEE, uno de los organismo que más confianza puede  inspirar a la sociedad y los  maestros pues la estatura académica de sus consejeros no está a discusión.

Sin embargo, preocupa que el organismo pierda la brújula, pues a mi parecer,  la convocatoria para  observadores del concurso nacional de plazas docentes, así como los lineamientos  para la selección de los asesores técnicos pedagógicos;  han dejado mucho que desear.

En el primer caso,  el INEE confunde al ciudadano ideal que debe  observar el proceso de evaluación de los aspirantes a una plaza docente.

Y es que dentro de los requisitos exigidos por el organismo está el requerimiento de pertenecer a una organización no gubernamental, organización de la sociedad civil o de padres de familia, o bien  a universidad pública.

Es decir, quien aspire a ser observador, requiere ser propuesto por  una organización como Mexicanos Primero, por citar un ejemplo.

Aquí percibo que el INEE  cierra el paso al ciudadano que no pertenece, ni quiere pertenecer a organización alguna.   Eso, desde mi punto de vista, es un dislate.

Respecto a la convocatoria para la selección de Asesores técnico Pedagógicos (ATP), el INEE mandata en los lineamientos publicados,  que los aspirantes  hayan realizado funciones de apoyo técnico pedagógico por lo menos durante 3 años consecutivos en el nivel, tipo y modalidad educativa o asignatura en la que se requiera.

Dicho requisito ha sido causa de confrontación entre los maestros que actualmente ostentan el cargo de ATP y los que quisieran ocuparlo por primera vez.

Debo decir, sin por ello ofender, que me inclino por una convocatoria de participación abierta, donde los aspirantes dejen constancia de sus capacidades para la asesoría técnica pedagógica.

Aunque en tales condiciones, serían  los actuales ATP´s los que tendrían ventaja si consideramos los años de servicio en el encargo, pero sin duda sería una buena forma de revalorar ésta función si consideramos que a muchos de los actuales asesores técnicos pedagógicos, se les acusa, en muchas ocasiones de manera inmerecida, de ocupar el cargo por compadrazgo.

Sin embargo, hay que esperar.    Los lineamientos emitidos por el INEE refieren a la selección de ATP´s de manera temporal, es decir, que dada la incertidumbre que aún existe respecto a la evaluación, queda abierta la posibilidad de que en el futuro se elimine este candado y todo profesor interesado,  pueda participar.

En suma, el INEE debe aprovechar su autonomía para emitir lineamientos incluyentes, de participación frontal y abierta de ciudadanos y no solo de organizaciones;  además, garantizar igualdad de oportunidades  entre  los maestros, para que sea a través del mérito como se definan cargos importantes como el de los Asesores Técnicos Pedagógicos.


José Antonio Martínez Gutiérrez
Profesor de Educación Primaria.

Zona de debate