in

Aquí el ‘Compromiso de adhesión y apoyo del SNTE al acuerdo entre las Secretarías de Educación Pública y de Salud’ para el regreso a clases presenciales

Este es el Compromiso de adhesión y apoyo del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) al acuerdo entre las Secretarías de Educación Pública y de Salud, que el día de hoy expresó el Secretario General, Alfonso Cepeda Salas durante la conferencia mañanera del Presidente López Obrador.


Con objeto de lograr un regreso a las escuelas cauto, ordenado y responsable en el ciclo escolar 2021-2022, fortaleciendo las medidas de protección e higiene ante la pandemia que ha ocasionado el virus SARS-CoV-2, COVID-19, el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación manifiesta su compromiso de adhesión y apoyo a las acciones emprendidas por el Gobierno de México a través de la Secretarías de Educación Pública y de Salud, quienes, de manera conjunta y en el respectivo ámbito de sus competencias, suscribirán un acuerdo conjunto para el regreso a las escuelas, por el cual habrán de establecerse diversas disposiciones para el desarrollo del ciclo escolar 2021-2022 y reanudar las actividades del servicio público educativo de forma presencial, cauta, ordenada y responsable y con ello dar cumplimiento a los planes y programas de estudio de educación básica, preescolar, primaria y secundaria, normal y demás para la formación de maestros de educación básica aplicables a toda la república al igual que aquellos planes y programas de estudio de los tipos medio superior y superior que la Secretaría de Educación Pública haya emitido, así como aquellos particulares con autorización o reconocimiento de validez oficial de estudios en beneficio de las y los educandos.

La salud y la educación son derechos humanos fundamentales de todos los mexicanos. El Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación reconoce que estos derechos convergen en el acuerdo que se ha propuesto de las secretarías de Educación Pública y de Salud para el regreso a las escuelas, tanto para salvaguardar la integridad de los miembros del Sistema de Educativo Nacional como para que los educandos sean apoyados en su acceso, tránsito, permanencia, avance académico y egreso oportuno de dicho sistema.

El acuerdo generará las bases para el despliegue de las acciones y estrategias necesarias para que las escuelas sean espacios seguros para la comunidad educativa donde la posibilidad de contagios sea menor y la integridad de los miembros de la misma esté a salvo, reconociendo de manera expresa que el mayor esfuerzo realizado contra el virus SARS-CoV-2, COVID-19, en el sistema educativo nacional lo han llevado a cabo los docentes al generar y buscar mecanismos de comunicación entre ellos y los educandos, garantizando de esta forma los aprendizajes y conocimientos para mantener y continuar el tránsito educativo, que es la razón fundamental de la escuela pública y avanzar ante las condiciones y retos derivados de la pandemia.

El acuerdo hará posible reemprender la tarea educativa y las actividades escolares con orden y cautela. Por ello, y en búsqueda de un regreso presencial responsable y realista, el SNTE redoblará esfuerzos y generará la sinergia necesaria, tanto con las secretarías de Educación Pública y de Salud, así como con los demás actores involucrados de todo el país para seguir gestionando e impulsando que las escuelas cuenten con la infraestructura y servicios necesarios, principalmente de agua potable, y que sean espacios seguros.

El SNTE actuará siempre en beneficio de los educandos para garantizar su derecho a la educación, contribuir a reducir el estrés y la ansiedad que provoca el confinamiento y especialmente disminuir los riesgos de la pérdida de aprendizaje, así como las brechas educativas que agravan fenómenos como la pobreza, la desigualdad, la exclusión y la violencia social.