‘Tijerazo’ al presupuesto de la SEP.

 

shcp_optDebido a  la drástica caída en el precio del petróleo; la volatilidad financiera asociada al inminente incremento en las tasas de interés en Estados Unidos, y la desaceleración de la economía global, el Gobierno Federal a través de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) anunció un recorte presupuestario como una medida preventiva “para enfrentar un entorno de volatilidad en el mediano plazo”.

En ese sentido, el sector educativo, al igual que otras dependencias, se vio afectado por el ajuste de la Federación, con un total de 7 mil 800 millones de pesos descontados al presupuesto de la Secretaría de Educación (SEP),  así como 900 millones al Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt).

De acuerdo con el titular de la SHCP, Luis Videgaray, el recorte total asciende a 124 mil 300 millones de pesos, mismos que equivalen al 0.7% del PIB.

Entre las afectaciones destacan los 62 mil millones a Petróleos Mexicanos (Pemex) y 10 mil millones a la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

Asimismo el secretario enfatizó sobre los recortes al gasto corriente del Gobierno, para lo cual informó, se reducirá el gasto en servicios personales, el gasto de operación, así como algunos programas de subsidios,

Lo anterior, según el funcionario federal; “como medidas de austeridad y disciplina presupuestaria”

Sin embargo, Videgaray  destacó que no serán afectados programas como PROSPERA, los recursos para las universidades públicas federales y estatales, ni los recursos que se transfieran a las entidades federativas a través de los ramos 23 y 33, incluyendo el Fondo de Aportaciones para la Nómina Educativa y el gasto operativo (FONE).