“Ciudadano” Gabriel Quadri.

 

JamG_CliO

Ayer en  el debate entre los aspirantes a la presidencia de la República,  Gabriel Quadri  se maquilló diferente frente a sus adversarios (políticos) y se presentó como un ciudadano que busca la Presidencia de la República.

Sin duda la participación del candidato fue de lo más comentado en twitter por su buen estílo.  Se le vio en el debate muy seguro, sin tapujos, suelto, propositivo y marcando distancia entre los que el candidato del PANAL llama “políticos”.

Es un hombre que mostró muy buenas tablas y conocimiento.

Sin embargo, esa carta de presentación ciudadana de Quadri es cuestionable por el simple hecho de representar los intereses del partido de Elba Esther.    Desde ahí el autodescontón a su candidatura ciudadana.

Quadri tiene el alto encargo de salvaguardar el registro del Partido de Elba Esther. Y lo va a lograr porque el “ciudadano” hizo buen debate, por lo que desde ahora puede sentirse satisfecho de que va a cumplir (con el encargo porsupuesto).

Aunque el candidato “ciudadano” niegue una y otra vez que no tiene nada que ver con la lideresa magisterial, aunque diga que la conoce salvo un par de ocasiones, el asunto es que enarbola una causa de corte Elbista.    Causa por cierto, crudamente política.

Que Quadri se presente como quiera.   Sólo que no olvide que su candidatura la patrocinada el PANAL que es miembro activo de la partidocracia mandamás del País y que consume recursos ciudadanos (esos sí) vía IFE.